Trucos y pasos para ahorrar energía en la empresa

Trucos y tips para ahorrar energía en las empresas

Implantar una serie de hábitos y rutinas para ahorrar energía en las empresas tiene un papel crucial. ¡Te contamos por dónde empezar!

  1. Paula García 18 mayo, 2022

Si quieres que tu negocio funcione de forma más eficiente, tener un control de los ingresos y los gastos resulta fundamental. La factura de la luz es uno de los principales gastos que surgen en la empresa. Por ello, fomentar el ahorro de energía es un paso clave.

¿Quieres saber cómo ahorrar energía en una empresa? A continuación, te explicamos algunos consejos para optimizar al máximo la factura energética en un negocio. ¡Apunta los siguientes tips!

Por qué es importante el ahorro de energía

Existen diversos motivos por los que implantar una serie de hábitos y rutinas para ahorrar energía en las empresas tiene un papel crucial. Por un lado, es un aspecto muy positivo para proteger el medio ambiente y convertirse en una empresa más eficiente y sostenible.

Al mismo tiempo, se generará una buena reputación para la empresa, ya que conlleva que la compañía se preocupa por el entorno y por el bienestar de los ciudadanos y otros agentes externos. Por último, y no menos importante, proporciona un mayor ahorro económico y mejora la gestión empresarial.

Pasos y hábitos para ahorrar energía en la empresa

A través de la modificación de pequeños hábitos, las empresas pueden incorporar una gestión más eficiente y reducir la factura de la luz. Pero, ¿por dónde se debe empezar?

1. Revisa dónde se produce el mayor gasto de luz

Tener claro en qué se gasta más energía eléctrica es el primer paso que se debe dar para conseguir optimizar al máximo tu factura eléctrica. En este caso, conocer los aparatos que más se usan y más luz gastan en el negocio será esencial.


Para ello, deberás analizar las últimas facturas y hacer un balance de los siguientes aspectos:

  • Los aparatos que más electricidad consumen.
  • El gasto total del año anterior.
  • Horario y consumo de energía diaria y semanal.

2. Iluminación

Optar por alternativas de iluminación ayudará a ahorrar energía y dinero:

  • Elegir bombillas LED o de bajo consumo: Es una gran elección, ya que duran más tiempo que las bombillas clásicas y su consumo es mucho menor.
  • Utilizar luces con sensores de movimiento: Para evitar que las lucen se queden encendidas, los sensores de movimiento harán que la luz se encienda cuando se detecte que hay personas en la sala. Es ideal para utilizar en zonas de reuniones o en el baño debido a que tienen un mayor uso por parte de los empleados y clientes.
  • Recurrir a la luz natural: Sacar partido a la luz natural que hay durante la primera parte del día supondrá utilizar menos luz en el interior de las oficinas y edificios.

3. Eficiencia energética de los aparatos electrónicos

En una empresa, el uso de los dispositivos electrónicos es constante. Desde ordenadores, portátiles, pantallas y electrodomésticos hasta todo tipo de maquinaria, sobre todo en el caso de las fábricas.

Por ello, es fundamental invertir en un equipo que tenga un adecuado certificado de eficiencia energética. Los dispositivos más nuevos cumplen con este objetivo y, por tanto, ayudan a reducir el consumo de luz.

4. Apagar los dispositivos que no se utilicen

Mantener los aparatos encendidos durante todo el día también conlleva un mayor gasto. Por tanto, es esencial que los trabajadores apaguen todos los dispositivos que usen al final de día. Y es que, dejarlos en stand-by implica que sigan gastando energía.

5. Climatización

Gestionar la climatización de la oficina ayudará a mantener una temperatura más adecuada y evitar el derroche de electricidad. Un aspecto clave es no tener el aire acondicionado o la calefacción encendidos si las ventanas están abiertas.

6. Escoge una tarifa de luz que se adapte a la empresa

Elegir una buena tarifa eléctrica es otro elemento que será de gran utilidad a la hora de optimizar el consumo de energía. Seleccionar una compañía que ofrezca una tarifa y una potencia de luz que se adapte a las necesidades de la empresa será muy importante para conseguirlo.

Como ves, con unos sencillos pasos, podrás ahorrar energía en la empresa y reducir el consumo. ¡Verás como se nota a final de mes!

    Deja un comentario

    Artículos recientes